Ir al contenido principal

Domingo de museo

Ayer nos fuimos de museo con el peque!

A papi le encanta todo lo que tiene que ver con la historia, dinosaurios, planetas... Así que esta vez optamos por un museo de fósiles en Alcover, a una hora de casa (que para el peque ya es suficiente). 

El museo consta de dos plantas: en la primera se encuentra Ca Batistó, el escenario de la exposición es la casa noble, un edificio histórico de más de tres siglos de antigüedad. Se trata de una exposición para conocer cuando y como fue posible escuchar la música en casa sin necesidad de ningún intérprete, viajar estando en casa y acortar distancias con la fotografía, mejorar el confort dentro de la casa gracias a los nuevos avances tecnológicos, transformar el papel de la mujer en la sociedad moderna, etc.

(El peque disfrutó con las explicaciones, los efectos de luz-sonido y con la cocina)

En la planta de arriba hay la exposición de paleontologia, para conocer los restos fósiles de ejemplares marinos perfectamente conservados, anteriores a la aparición de los grandes dinosaurios del Jurásico. Primero pasamos a ver un audiovisual que recreó aquel entorno marino hoy día desaparecido, y nos adentró a un período muy lejano y luego hicimos un taller que consistió en hacer una réplica de un fósil  (con un molde, yeso y agua) 

(Aquí estuvo en su salsa) 

Y ya en la sala vimos ejemplares fósiles que han perdurado sin mucha modificación des de la época antigua, motivo por el cual se los cualifica de "fósiles vivientes", medusas fosilizadas, huesos de animales....

(Lo de abrir y cerrar cajones fue lo más)

Antes de irnos nos dieron nuestro fósil de yeso para llevarnos a casa (ahora tenemos pendiente comprar un cuadro para ponerlo dentro), un bonito recuerdo.

Después del museo nos fuimos a recorrer el núcleo antiguo del pueblo durante una hora y... a comer!


Os dejo su web para que echéis un vistazo.
¡Pasamos un día genial en familia!

Comentarios

Entradas populares de este blog

7 Actividades con piñas

El domingo pasado fuimos al bosque a pasear y a observar el otoño. Encontramos hojas, piñas, bellotas, alguna mariposa, hormigas, tronquitos... la verdad es que nos encantó pasar ese rato juntos y disfrutar de la carita del peque descubriendo el otoño por segunda vez, sus colores y olor, poniendo las cosas que íbamos encontrando en la cesta...
Encontramos tantas piñas que nos dio para hacer todas estas actividades, espero que os gusten!
1 PINTAR PIÑAS: Estuvo muy concentrado pintando una a una las 6 piñas que eligió para decorar-




2 PIÑAS CON GOMAS ELÁSTICAS:

Se trabaja la clasificación uno a uno, por colores, motricidad fina, fuerza de los dedos y de las manos...


3 JUEGO HEURÍSTICO:

Cajas, cartones de váter, hueveras, piñas y... creatividad y imaginación!


4. GUIRNALDA




5. PLASTILINA Y ELEMENTOS DE LA NATURALEZA:


He aquí la presentación que le preparé: plastelina de colores del otoño (amarilla, naranja, roja y marrón), piedras, piñas y tronquitos.

Se trata de que el peque crea lo que quiera…

Pintamos hojas y hacemos magia

Parece que quiere llegar el otoño de verdad... aún así sigue haciendo un sol de verano! Tenemos muchas ganas que llegue ya para ponernos las botas y el paraguas, saltar en los charcos y recoger más hojas.
Ayer hicimos esta actividad con las hojas que recogimos el jueves en la plaza del pueblo. Las pusimos encima de un papel DINA3, las pegamos con pegamento y el pequeño empezó a pintar con colores del otoño y pincel.


Cuando se cansó de pintar, quitamos las hojas y quedaron sus huellas. Este fue el resultado:


Ahora toca hacerle un hueco en el rincón del otoño!
*Podemos jugar a los encajes con las hojas que usamos y encontrar su sitio en el dibujo.

Botellas sensoriales

Las botellas sensoriales permiten el juego de descubrimiento para el bebé disfrutando de como se mueven las cosas dentro de las botellas, como suenan, sus colores, ... Y para más mayores, sirven para trabajar el lenguaje describiendo lo que pasa en las diferentes botellas e introduciendo vocabulario.
Las podéis hacer vosotros mismos si son para bebés, sino os pueden ayudar y es un buen ejercicio de motricidad fina que les ayudará a ir desarrollando los pequeños músculos que más adelante servirán para aprender a escribir. Les ayuda a hacer la pinza entre el dedo pulgar e índice y coordinar los movimientos que deben hacer a la vez el ojo y la mano para que las cosas entren por el agujero de la botella.
Para hacerlas primero necesitáis ir recopilando botellas de plástico. Le quitamos las etiquetas y con un poco de acetona le sacamos la mayor parte del pegamento que queda. Las limpiamos y dejamos secar por dentro y por fuera.
Una vez acabada cada botella, las he cerrado poniendo silicona…